PRENSA Y COMUNICACIÓN MENORES PROFESIONALES SENIORS DESARROLLO INTERCLUBES INICIACIÓN

Mensaje de fin de año del Presidente Agustín Calleri

A toda la familia del tenis argentino:

Les escribo para hacerles llegar mis mejores deseos en estas fiestas a quienes cada día ponen su esfuerzo para estirar el horizonte del tenis argentino, y también para hablar de lo que vendrá, sin pasar por alto lo que ha sucedido en los últimos meses. Sé que ha sido un año difícil, por momentos devastador, para muchas familias argentinas. La pandemia del Covid 19 fue un verdadero cachetazo para el mundo entero. Y, para una considerable parte de nuestra sociedad, 2020 significó pérdida: de seres queridos, de dinero, de oportunidades. A cada uno de quienes lo padecieron les mando mi más sincero abrazo.

Como organización madre del tenis nacional, siempre fuimos conscientes de que debíamos mantenernos de pie, mirando hacia adelante. Reafirmamos ese compromiso en extensos y recurrentes debates virtuales. En el medio, claro, aprendimos muchas cosas. Jamás habíamos vivido una suspensión semejante de todos los circuitos, a nivel nacional e internacional, ni la paralización total de la industria del tenis. Por eso, desde el minuto cero supimos que debíamos dar respuestas a las demandas y estar a la altura de las circunstancias.

Cada uno de ustedes sabe lo que hicimos en todo este tiempo. Sin embargo, considero que vale la pena resumirlo: apenas decretado el aislamiento social, preventivo y obligatorio en todo el territorio nacional, allá por el 20 de marzo, nos pusimos a trabajar en un Protocolo para el pronto regreso a la actividad. Fuimos, de hecho, una de las primeras federaciones nacionales deportivas en presentarlo. Y el resultado quedó a la vista: el tenis se convirtió en el primer deporte en volver, el 11 de mayo, en la provincia de Corrientes.

En paralelo, pusimos a disposición todos los canales de la Asociación Argentina de Tenis para difundir conocimiento, capacitar a nuestros profesionales, compartir experiencias y contribuir al cuidado de la salud de todas y todos nuestros deportistas, amateurs o profesionales. Y, ante la demora del regreso en el AMBA, la zona de mayor actividad a nivel nacional, reclamamos incansablemente ante todas las autoridades correspondientes para concretar la vuelta a las canchas, con la prioridad puesta en el trabajo de los profesores y las profesoras de tenis.

Hoy se está jugando al tenis en todo el país, y en la inmensa mayoría de las provincias volvieron las competencias. Los circuitos de la AAT comenzaron a reactivarse progresivamente. Y aquellos que no, lo harán a partir de enero, con fechas confirmadas.

Si bien los recursos de nuestra Asociación son limitados, la solidez alcanzada gracias al uso responsable de los mismos por parte de esta gestión y a la creación de nuevas oportunidades, junto con el apoyo de ustedes, quienes nos acompañaron en este duro camino, hace que hoy estemos de pie y más fuertes que nunca.

Saber que están ahí, acompañándonos en cada paso, nos da muchas fuerzas para encarar un año muy especial para la gran familia del tenis argentino: el del Centenario de la AAT. Los 100 años se cumplirán el 2 de septiembre, pero queremos invitarlos e invitarlas a celebrarlo durante todo el año. Les prometo que transitaremos ese camino con honor, dignidad y mucho trabajo. De punta a punta. El 5 de enero celebraremos la Asamblea General Ordinaria con todos los socios plenos y adherentes de nuestra institución. Va también mi agradecimiento a cada uno de ellos por su permanente aporte al crecimiento de la institución que me toca presidir.

Hemos creado una AAT amplia y plural y vamos a defenderla, sin revanchismos y sin perder el tiempo en chicanas superfluas. Las diferencias jamás estarán por encima del bien común, que en este caso es el crecimiento del deporte que amamos. Invitamos a todos y a todas a acercarse, a proponer y a pensar un tenis inclusivo, mejor, más grande. Vayamos juntos y juntas. El camino al Centenario nos depara enormes desafíos y satisfacciones.

Me despido con un abrazo respetuoso, repleto de esperanza y gratitud.

 

Agustín Calleri

Presidente de la Asociación Argentina de Tenis